Comisión del Agua Potable empezó a “meter en cintura” a comerciantes y oficinas que pagan lo mínimo por el agua. “No es una cacería de brujas”, Hildeliza

Por Julio Escobar

Municipiosur.com
Meten en cintura a comercios con la instalación de 200 nuevos medidores la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento (CMAS), ha comenzado a meter en cintura a comercios y dependencias públicas que pagaban solo una módica cantidad por el servicio. La directora del organismo operador Hildeliza Díaz Calafell negó que se encuentren en una cacería de brujas, sin embargo expuso que tras implantar estas medidas, el sistema de facturación de los altos consumidores se elevó hasta en un 30 por ciento. “Tenemos altos consumidores, hablando de tiendas departamentales, plazas, supermercados, etc, estamos hablando que su incremento de facturación fue casi de un 30 por ciento y es por una mala medición, no es que nosotros estemos de cacería de brujas, sino que realmente estemos haciendo bien la medición y se esté haciendo el cobro adecuado” explicó. En las mediciones se detectaron que hay comercios que pagaban al mes 500 pesos cuando la cantidad por el suministro es de 2 mil hasta los 10 mil pesos, además de establecimientos más grandes como tiendas departamentales, plazas o supermercados que una vez instalado el medidor la factura incrementó en un 30 por ciento por una mala medición. «El acercamiento que hemos tenido con los comercios es través de cartas-invitación con los gestores de enlace y del área de tomas que son los que realizan las inspecciones para ver que esten bien medidos y así tener un cobro justo por el consumo del agua», explicó. La funcionaria aclaró que no se trata de una cacería de brujas, sino de fomentar una cultura de pago en el servicio. El padrón de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento es de 97 mil usuarios tanto domésticos y comerciales, y de estos, sólo 35 por ciento paga el agua. Incluso la deuda por la falta de paga asciende a más de 700 millones de pesos.

Be the first to comment

Deja un comentario