Irina Shayk y Bradley Cooper son captados juntos

Agencia

Municipiosur.com

Han pasado dos años desde que una de las parejas favoritas del ‘showbiz’ internacional anunció que se separaba y aunque son considerados reyes del ‘co-parenting’ en beneficio de su hija Lea de Seine, últimamente las visitas del actor a la casa de la súpermodelo rusa son más frecuentes.

Esta semana los paparazzi captaron un acercamiento aún menos habitual entre Cooper y Shayk, con ella subiendo a la camioneta Mercedes Benz de él para poder recorrer las calles de Nueva York, por lo que los rumores de una posible reconciliación otra vez se dispararon.

Las primeras fotos mostraban a la supermodelo, de 35 años, caminando sola, pero después subió al coche que era manejado por el actor de 46. El look que uso Irina no sería el más ideal para una cita: sudadera con capucha azul brillante, combinada con ajustados jeans negros, ‘combat boots’ con plataforma y una chaqueta de piel.

Mientras que Bradley prefirió protegerse del frío con una chamarra forrada de piel de oveja. Para su paseo, primero en solitario y luego a bordo del coche de su ex, Shayk utilizó un cobrebocas negro para protegerse de un posible contagio de Covid-19, en las fotos no se ve que él tenga uno, pero estaba en el interior de su auto.

La pareja siempre ha sido muy reservada en cuanto a su relación, que comenzó en 2015, poco después de que Bardley terminara su romance con la también moldeo Suki Waterhouse. En el caso de ella, también dejó de lado su romance con el futbolista Cristiano Ronaldo.

En una de las pocas ocasiones que Irina se ha referido a su ex expresó lo afortunada que se sentía por haber tenido un romance con él y aceptó que «la vida sin Bradley es un terreno totalmente nuevo para mí. Es muy complicado encontrar el equilibrio entre ser una madre soltera y ser una mujer trabajadora».

En aquel momento Shayk se sinceró y compartió que «todavía hay días en los que me levanto pensando en que no sé qué hacer porque creo que me estoy haciendo pedazos». Por el momento y con la custodia compartida de su hija, para la ‘top model’ y el actor lo más importante es vigilar el bienestar de la niña.

Mantienen, de acuerdo a una fuente muy cercana, «una relación amistosa y cordial (…) Su rutina y horario de crianza compartida va bien y se respetan mutuamente. La primera prioridad de Bradley es Lea e Irina también es una madre práctica. Ambos quieren lo mejor para ella, por lo que es fácil para ellos formar un equipo en ese sentido».

El infórmate expresó que la pareja está trabajando cada uno para adaptarse y ser solteros, pero estar juntos como papás de su hija: «Ambos han estado trabajando y viajando mucho, por lo que siempre hay una programación que resolver. Tienen un buen sistema para Lea y se turnan con ella.

«También se unen como familia y hacen cosas cuando pueden. Se comunican mucho y son buenos amigos», finalizó la fuente. Quedará esperar para saber si estos son los primeros pasos para la tan anhelada reconciliación de la que fuera una de los ‘golden couple’ de los espectáculos.

Con información de: Quién

Be the first to comment

Deja un comentario