“Huevitos” fue lo que demostraron tener: Víctor Manuel Carranza y Jaime Martínez Webb, al denunciar en la Fiscalía General a los “chantajistas” del “Yuribia”: Inocente Bautista Luis, Cirilo Gómez González, Eloy González Bautista, Aurelio Bautista Hernández y Cornelio Bautista. ¡¡Ya basta de chantajes!!

Muchos “blanquillos”, eso es lo que demostraron tener: Víctor Manuel Carranza Rosaldo, Presidente Municipal de Coatzacoalcos y Jaime Martínez Webb, director general de la CAEV de Coatzacoalcos, al denunciar, en “forma oficial”, a los eternos “chantajistas” de Tatahuicapan, hombres y mujeres, que a la hora que se les pega su pinche gana, “secuestran” la presa “El Yuribia”, instalación que surte de agua a los municipios de: Coatzacoalcos, Minatitlán y Cosoleacaque. Ya era hora y momento, que las autoridades municipales y los funcionarios del gobierno del estado, tuvieran esa “voluntad” para denunciar penalmente a los líderes ejidales, en especial a: Inocente Bautista Luis, Cirilo Gómez González, Eloy González Bautista, Aurelio Bautista Hernández y Cornelio Bautista, sujetos que toda su vida han querido “mamar” del “Yuribia” para darse una vida de “reyes” y “príncipes”. Ahora, para que todo sea verdadero, sin “simulaciones”, pues la Fiscalía General del Estado, bajo el mando de Jorge Winckler,  tendrá que girar, “en los menos que canta un gallo”,  las respectivas ordenes de aprehensión, para que los “acusados”, es decir, los “hambreadores” del “Yuribia”, paren en la cárcel por los delitos que cometieron, tales como: “motín”, “sabotaje”, “despojo” y “daños en propiedad ajena. La otra, las autoridades: estatales y municipales, no deben de permitir que en las “negociones”, para liberar la presa, se ponga sobre la mesa que hay que “retirar” las denuncias. Lo anterior nunca deberá de ocurrir, es todo lo contrario, las denuncias que están en las carpetas de investigación: F2/544/2019 y F3/540/2019, se deben de ampliar para aplicarles otros delitos a los “chantajistas”. Mal se van a ver los gobiernos: estatal y municipal, si “retiran” las quejas. ¡Señores!, lo que hoy queda en franca evidencia, es que Carranza y Martínez, son dos tipos que tienen bien grandes los “riñones”. Pocos, como ellos, han sido los “actores políticos” que han tenido la “valentía” de denunciar penalmente a los “chantajistas” del “Yuribia”, vaya para ellos una felicitación por la acción que  acaban de hacer en favor de los 500 mil habitantes que viven en Coatzacoalcos. «Sobre los muertos las coronas”.