Márquez Acopa: “Gracias a las denuncias y presiones contra PEMEX hemos logrado se mejore el hospital en Agua Dulce”

Por Alfredo Santiago

Municipiosur.com

Los recursos legales interpuestas por la Sección 22 del sindicato petrolero, tras la manifestación de los propios trabajadores, han repercutido en el mejoramiento de las condiciones en que se encuentra el Hospital General de Pemex ubicado en el Activo Cinco Presidentes. Al respecto habló el Secretario General de la Sección 22 del STPRM, Héctor Márquez Acopa, quien reveló qué tras las manifestaciones, se solicitó a la Secretaría de Trabajo y Previsión Social las inspecciones correspondientes, de las cuales derivaron 112 anomalías físicas y técnicas. La Secretaría de Trabajo otorgó un plazo de seis meses a Pemex para solucionar las anomalías, siendo el pasado mes de mayo cuando la empresa solicitó un amparo de 60 días más, el cual concluye este mes de julio.
REPARACIONES
De acuerdo a los informes preliminares, la paraestatal otorgó un presupuesto emergente a la dirección del hospital para la resolución de las inconsistencias prioritarias, como la reparación de los sistemas de aire acondicionado. Además, se le dio mantenimiento a la planta de energía auxiliar y al compresor, también se repararon los esterilizadores de equipo médico (autoclaves) y las incubadoras o cunas calientes, así el comienzo de la reparación del sistema contra incendios. En los reportes también se destacó el mantenimiento que recibieron los extintores que se ubican en todo el hospital, siendo más de cuarenta los que fueron rellenados de acuerdo a Norma Oficial Mexicana (NOM) 022-STPS-2010.
ANOMALÍAS
El líder petrolero entrevistado en exclusiva, aseguró que la Sección 22 seguirá pugnando para que la empresa cumpla con la rehabilitación al cien por ciento de las anomalías detectadas por la Secretaría de Trabajo. Uno de los puntos que están por consolidarse en las próximas semanas es la entrega de medicamentos a los pacientes, sin que tengan que recibir recetas alternas y surtirlas en farmacias comerciales, proceso que al final afectaba al derechohabiente, quien tenía que esperar hasta tres meses para recuperar su dinero. Por último, Héctor Márquez Acopa les pide a los trabajadores que reporten de manera formal cualquier anomalía en sus centros de trabajo, pues también se estarán requiriendo inspecciones en baterías, complejos y otras instalaciones.

Be the first to comment

Deja un comentario