Gabriela Agúndez y Alejandra Orozco ganan medalla de bronce

Agencia

Municipiosur.com

Las mexicanas Gabriela Agúndez y Alejandra Orozco conquistaron la medalla de bronce en los clavados sincronizados de plataforma de 10 metros en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

La segunda medalla, que cayó para la delegación mexicana, fue otro bronce en clavados, en la plataforma sincronizada femenil de 10 metros. Alejandra Orozco y Gabriela Agúndez se quedaron con la presea, luego de sumar un total de 299.70 puntos. La prueba fue ganada por la pareja de China, Yuxi Chen y Jiaqi Zhang, con un total de 363,78; mientras que la plata fue para Estados Unidos (Jessica Parratto y Delaney Schnell), con 310.80.

La dupla mexicana ejecutó su último clavado con un grado de dificultad de 3.2, con una calificación de 71.04, y tras la actuación de Japón, que no tuvo una buena calificación, las mexicanas celebraron porque sabían que estaban cerca de la medalla, hasta que, se selló el triunfo.

En su primer clavado, con dos grados de dificultad, las mexicanas consiguieron un total de 47.40, con calificaciones de siete y ocho. En la primera ronda, terminaron en quinto lugar por debajo de China, Malasia y Canadá.

Para el segundo salto, México cayó hasta el séptimo sitio con una calificación de 43.8, y un puntaje total de 91.20. La dupla de China (Yuxi Chen y Jiaqi Zhang) se ubicaba en la primera posición.

Luego, con un clavado de tres vueltas y medio al frente, con tres grados de dificultad, Orozco y Agúndez registraron un puntaje de 69.30 en su tercer salto, y se ubicaron en el quinto lugar.

Al finalizar la cuarta ronda, China seguía a la cabeza, seguida de Estados Unidos, Japón, y México se ubicaba en cuarto, luego de que Alejandra y Gabriela ejecutaron un clavado de 3.2 grados de dificultad y fueron calificadas con 68.16, con un total de 228.66.

Hay que recordar que esta pareja obtuvo su boleto a la justa en la prueba de plataforma sincronizada femenil, en el Campeonato Mundial en Japón.

Orozco ganó junto con Paola Espinosa la medalla de plata en la justa celebrada en Londres 2012, en plataforma de 10 metros sincronizado. Aquella participación le valió ser la medallista olímpica mexicana más joven de la historia, con sólo 15 años.

México se había quedado cerca del podio en clavados. Primero con Carolina Mendoza y Dolores Hernández, quienes se quedaron con el cuarto lugar en la final de sincronizados, en el trampolín de tres metros. Mientras tanto, Diego Balleza y Kevin Berlín también estuvieron cerca de darle a México, lo que en ese momentos hubiera significado la segunda medalla, al concluir en la cuarta posición en plataforma de 10 metros.

Con información de: Milenio

Be the first to comment

Deja un comentario