Un desmadre el PRI de Coatzacoalcos. La salida del PRI Daniel Jiménez Ixtepan, habla de la “crisis política” y el “desanimo” que hay entre los dirigentes y socios del PRI. Lo que más “sentimiento” les da a los líderes del PRI porteño, es que a ellos nunca las llegó la “oportunidad política” de brillar en el presente proceso electoral. Uno de los principales enojos al interior del PRI fue que a la planilla de regidores, llegaron los “NO” priistas, y mandaron al carajo a los priistas que por años se han partido la madre por la organización política. En el PRI de Coatzacoalcos hay “enojo” e “impotencia”. A Jiménez Ixtepan, se le tiene que reconocer que tuvo los “blanquillos” para dar un paso al costado. Los otros líderes priistas solo “rumean” su desgracia política en la oscuridad

La salida de Daniel Jiménez Ixtepan, tuvo varias “reacciones políticas”, en especial al interior del PRI y MORENA. Entre los priistas, lo menos que se le dijo a Daniel, es que es consumado: “Sinvergüenza”, “traidor y “ratón”. Entre los guindas y asociados, el comentario solo fue uno: “Pero si ese chamaco no trae absolutamente nada, es el clásico pajaro nalgón…ni en su casa le van a dar los votos a los candidatos de MORENA”. Puede ser que en ambos “bandos políticos”, PRI y MORENA, tengan razón, pero, la salida de Jiménez Ixtepan, se debe de ver más allá de las narices de los “grillos”. La renuncia del dirigente de la “Red de Jóvenes por México”, habla en forma clara y precisa de la enorme y profunda “inconformidad” que existe entre los directivos del PRI de Coatzacoalcos, quienes de nuevo, no fueron tomados en cuenta para los principales cargos de elección popular. Los “resentimientos políticos” en el PRI porteño, afloraron desde que se dio a conocer la planilla para la Presidencia Municipal, donde las principales regidurías fueron para personas que “no son priistas” o que se alejaron del PRI desde hace muchos años para traicionarlo. A los priistas porteños, no les cayó nada bien, que las primeras regidurías fueran para: Gersaín Hidalgo Cruz, Renata Prot Vázquez, Mario Callejas García, María de la Luz Acosta y Felipe Hernández Pulido. A los priistas de Coatzacoalcos, les cayó como balde de agua fría, que los “no priistas”, fueran beneficiados con los principales “huesitos con carnita”, dejando, afuera, a los socios del Revolucionario Institucional, esos que en los últimos años, se han “partido su mandarina” por su partido. Si en el PRI de Coatzacoalcos no se han “ido” más militantes y líderes priistas, es porque le guardan mucha lealtad a su organización política, si no fuera por eso, la “desbandada” en el PRI ya se hubiera consumado, y bastante feo. ¿Qué es lo que se tiene que resaltar de la decisión que tomó Daniel Jiménez Ixtepan?, sus enormes “blanquillos” para salirse e irse a otro proyecto político. Mientras muchos actuales líderes del PRI, de aquí de Coatzacoalcos, se juntan y rumean en la “oscuridad”, donde hablan de su “desgracia política”, Jiménez Ixtepan, les dio la muestra que él sí tuvo los “huevitos” para dar un paso al costado. Lo anterior es lo que se le agradece a Daniel, en efecto, su valor, su no al miedo para mandar al carajo a quienes nunca le dieron su lugar y valor. Hemos platicado con el 99% de los directivos del PRI de Coatzacoalcos, y en ellos, en las charlas, nos han dicho su “inconformidad”, que de nuevo, se quedaron como el chinito, “nomas viendo”. ¡Señores!, en el PRI de Coatzacoalcos hay “resentimiento”, les duele su corazón, por las “imposiciones” que se hicieron en la planilla para el Ayuntamiento 2021-2024. Lo que acaba de suceder con Daniel Jiménez Ixtepan, es la principal “señal política” que entre infinidad de priistas porteños existe el enojo, la disilución. A los priistas de Coatzacoalcos, los invade la “impotencia”, pues de nuevo, y que lo anterior se escuche lejos, “se las metieron doblada”, y lo anterior quiere decir, que a ellos, nunca les llegó la “oportunidad política” para figurar en el presente proceso electoral. Quienes figuran en el PRI de Coatzacoalcos, son los “NO” priistas. El dato duro: 1.-Nos afirman que a Matías Pacheco Cruz, es a quien más le duele su “corazón político”. Es por eso que el jefe priista se mantiene en la “oscuridad”, con poca participación para ayudar a los candidatos del PRI-PAN-PRD. Fin del comunicado. “No hay hilos, no hay alambres”. (Artículo Escrito Por Federico Lagunes Peña).

Be the first to comment

Deja un comentario