¿Vale la pena comprar un scooter eléctrico?

Agencia

Municipiosur.com

Hoy en día los dispositivos como los scooters eléctricos siguen ganando más y más popularidad. Ya no son considerados como juguetes caros para los niños, sino que se han convertido en un medio de transporte rápido y cómodo. No obstante, muchas personas todavía no son conscientes de todos los beneficios que entregan esos productos. Y este texto es una ocasión excelente para aclarar las dudas o preguntas que podían surgir hasta el momento. ¡Empecemos!

Qué son los scooters eléctricos

Podemos considerar los scooters eléctricos (o bien patinetes eléctricos) como una evolución natural de los patinetes tradicionales. La mayor diferencia entre esos dos productos es que los modelos eléctricos tienen un motor que es responsable de acelerar y que es capaz de alcanzar velocidades de hasta 30 – 40 km/h. Además, se caracterizan por una construcción robusta y firme y son más grandes que los patinetes clásicos.

Su diseño es más bien simple, pero a la vez moderno e impresionante, también en los scooters eléctricos baratos. La plataforma en la que ponemos los pies es la parte alargada gracias a la cual podemos sentirnos seguros y cómodos. Tenemos dos ruedas anchas: frontal y trasera que se adoptan a diferentes tipos de pavimentos y sostienen el peso de la persona que usa un scooter. En la parte frontal de la plataforma se encuentra una barra (que se puede regular verticalmente) en la que está el manillar con el acelerador y el freno.

Cómo funcionan los patinetes con un motor

Ahora que sabemos cómo están construidos los scooters eléctricos, veamos cómo usarlos. Es extremamente fácil: todo pasa sin esfuerzo alguno del usuario. Tal como hemos mencionado antes, ese tipo de patinetes tienen en su interior un motor eléctrico, encargado de que el dispositivo comience a moverse. Para arrancarlo debemos pulsar un botón adecuado o impulsarlo. Eso depende de cada marca y puede variar en diferentes modelos. Durante un viaje tenemos la posibilidad de frenar a través de 2 modos: tal como funciona en una moto o scooter o bien pulsando el freno que se sitúa en la parte trasera, en la rueda. Este freno adicional hace que no caigamos a la hora de evitar obstáculos o personas en la vía y no derrapemos.

Es el scooter eléctrico adecuado para mí

Para aquellos que hasta ahora no están seguros si necesitan el scooter eléctrico, recolectamos sus mayores beneficios que, sinceramente, no se puede negar:

son un medio de transporte moderno y rápido;
no son perjudiciales para el medio ambiente;
llenos de novedades tecnológicas que cuidan de nuestra seguridad;
son fáciles de transportar (en la mayoría de los casos son plegables);
ofrecen una gran facilidad de uso;
gracias a la multitud de productores y marcas, tenemos una amplia gama de modelos a diferentes precios y con cualidades distintas: cada uno puede escoger un scooter que lo satisfaga.

Con información de: Noticias de la Ciencia