Entrada en vigor del T-MEC ofrecerá confianza y certidumbre a inversiones: Amado Cruz Malpica

Comunicado

Municipiosur.com

La entrada en vigor del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) traerá importantes beneficios económicos a la zona sur de Veracruz con el aumento exponencial de las exportaciones y la apertura de un mercado global a través del Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec, afirmó el diputado local, Amado Cruz Malpica.

El legislador de Morena dijo que la implementación del T-MEC será un respiro a la economía regional y visos de esperanza para un desarrollo sostenido, luego de la crisis económica ocasionada por la contingencia sanitaria del Covid-19.

Cruz Malpica recordó que con el T-MEC, se abrirá un mercado mundial que representa casi el 18 % del total global que brindará certidumbre para la inversión y el empleo, así como a productores y consumidores.

Su entrada en vigor es un paso contundente hacia la recuperación económica. Al mismo tiempo, sienta las bases para fortalecer las acciones y políticas de crecimiento y desarrollo económico del Gobierno que encabeza Andrés Manuel Lóperz Obrador, expresó.

La región de América del Norte, dijo, representa 6.5% de la población mundial (493 millones de habitantes) y es considerada la segunda mayor economía con 18.3% del PIB mundial.

El presidente de la Comisión Legislativa de Desarrollo Económico y Zonas Libres del Corredor Interoceánico expuso que con el T-MEC se abren ventanas de oportunidades de negocios para la zona sureste de todo el país en materia de agroindustrias, manufactureras y del sector petroquímico.

Amado Cruz Malpica recordó que actualmente el Puerto de Coatzacoalcos mantiene un volumen de carga anual equivalente a 30 millones de toneladas lo que lo convierte en los más competitivos del país sobre todo en carga a granel.

Los principales productos que constituyen el tráfico de carga del Puerto son carga a granel y productos químicos (exportaciones), gráneles agrícolas, fertilizantes y productos químicos (importaciones) y graneles agrícolas y minerales (entradas de cabotaje).

Añadió que las rutas comerciales con el ferrobuque de Coatzacoalcos a Mobile Alabama y Port Manatee, de los Estados Unidos, se pronostica un repunte generalizado que se magnificará una vez empiece a operar el Corredor Interoceánico y el Ferrocarril del Istmo de Tehuantepec.

Con el T-MEC, dijo, se estableció un marco legal sobre tasas arancelarias en al comercio exterior, propiedad industrial, infraestructura de la calidad y derechos de autor.

También se garantiza los derechos laborales con lineamientos de la Organización Mundial del Trabajo y la protección del Medio Ambiente con el Acuerdo en Materia de Cooperación Ambiental entre los gobiernos de México, Estados Unidos de América y Canadá.

“El Tratado reconoce que la competitividad en la región es fundamental y se establecen iniciativas que promuevan una mayor participación de las pequeñas y medianas empresas (PyMEs) en las cadenas de valor en la región, lo cual se reflejará en más y mejores empleos para los países que integran el T-MEC”, consideró.

Resumió que la vigencia del Tratado llega en un momento clave para enfrentar los retos económicos ante la pandemia del Covid-19.