La diferencia entre aire y nitrógeno para las llantas de automóviles

Agencia

Municipiosur.com

Cada vez que un auto es llevado al servicio mecánico, los expertos preguntará si los neumáticos se rellenarán con nitrógeno o aire normal. ¿Cuál es la diferencia? ¿En qué ayuda el nitrógeno? ¿Vale la pena invertir en nitrógeno en vez de aire común?

Es importante saber que el aire está conformado por 78% de nitrógeno, 21% de oxígeno y 1% de otros gases, lo que significa que no hay mucha diferencia en inflar las llantas con aire o con nitrógeno, porque una llanta inflada con aire cuenta con más cuatro quintas partes de nitrógeno.

Sin embargo, sí existen razones para usar nitrógeno puro en los neumáticos, La primera es que el nitrógeno tiene menos probabilidades de escaparse por el caucho de las llantas, lo que significa que las presiones de los neumáticos se mantendrán más estables a largo plazo.

La segunda es que el nitrógeno mantiene la inflación más consistentes a medida que los neumáticos se calientan con el transcurso de las millas.

Además, el nitrógeno ayuda a mantener los niveles de presión estables en los neumáticos por mucho más tiempo, lo cual ayuda a ahorrar combustible. Conducir un vehículo con neumáticos con baja presión aumenta la resistencia en las ruedas, lo cual impide la rotación y demanda más combustible.
Con información de: La Opinión